CONMEBOL Y LA CRISIS DE LA COPA AMÉRICA

La Copa América 2021 ha generado sobresalto, no por las selecciones o el nivel futbolístico de la misma competencia, sino por el mal manejo de CONMEBOL sobre sus posibles sedes, y es allí, donde comienza la novela absurda de la Confederación Sudaméricana de Fútbol, en su búsqueda de un país que ponga el “fútbol”(dinero), sobre la salud.

Todo se tenía planeado para que la cuadragésima séptima edición de la Copa América se lleve acabo en Argentina y Colombia, pero debido a sus complicaciones sanitarias y crisis sociopolíticas, se tuvo que sortear nuevos países.

Debido a la pandemia (COVID-19), el torneo sudamericano, que se planteó en junio de 2020, tuvo que posponer su fecha y ajustar su calendario para el año actual, exactamente el 13 de junio del 2021. Es aquí donde empieza la complicación generada por CONMEBOL, y su falta de conciencia con los países anfitriones.

Mientras que la máxima entidad del fútbol sudamericano buscaba cuándo realizar el torneo, los anfitriones iniciales estaban cruzando, y siguen cruzando, momentos sociales, políticos y sanitarios, muy complicados, por no decir caóticos.

Para ser más específicos, este es el palmares de las diferentes naciones:

Colombia: una nación que está viviendo una revuelta social por la inconformidad hacia la Ley de Solidaridad Sostenible, una reforma tributaria bien maquillada por parte del gobierno de Iván Duque, misma que ha llevado al pueblo, en época de pandemia, a protestar. Van 29 días de brutalidad policial en las calles, 29 días que han dejado hasta el momento al menos 43 muertos, en su mayoría civiles, y más de 2000 heridos entre policías y manifestantes.

Argentina: país que esta pasando un nuevo confinamiento, tras haber superado el millón de fallecimientos por Coronavirus, a lo que su presidente, Alberto Fernández, supo manifestar que estaban pasando su peor momento en lo que va de pandemia; mientras que están a la espera a mejorar su manejo del proceso de vacunación y medidas sanitarias.

Venezuela: con una clara carencia del recurso eléctrico, se ve aún más débil ante la pandemia, pues, sus hospitales no cuentan con los implementos necesarios y su pueblo sigue sufriendo la peor cara de este virus.

Ecuador: el proceso de vacunación no llega ni al 5% de la población, la ciudadanía recién termina un confinamiento de fines de semana el pasado 20 de mayo. Y se registran todavía una saturación en los hospitales de las principales ciudades del país.

Perú: con varias complicaciones, no solo porque 16 de sus provincias se encuentran en nivel extremo de contagios, sino porque están pasando por complicaciones con guerrillas, con casos de asesinatos realizados en días pasados, y con un proceso de evacuación que avanza «lento, pero seguro».

Brasil: el pueblo carioca cruza una instancia complicada por la variante del Covid en su país. El país más grande de la región registra un aproximado de 2000 muertos y 70 mil contagiados por día. Hasta el momento el 20% de la población ya registra la primera dosis, mientras que el 9% ya consta con la segunda dosis.

Paraguay y Uruguay: siguen con un constante crecimiento de contagios y muertos por Covid-19, pero no piensan volver al confinamiento, y su efectividad en dosis de vacunación tampoco ha sido «efectiva».

Chile: con un panorama más favorable ante la pandemia, pero que sigue mostrando en cifras reales, 5 mil casos nuevos y 39 fallecidos recientemente.

Bolivia: las nuevas olas de Covid siguen golpeando al pueblo boliviano, con 355.349 contagios de covid-19 y 14.124 muertes entre sus 11,6 millones de habitantes. Adicional a esto se suma la inflación al costo del tanque de oxígeno, que pasó a costar 2.800 bolivianos (400 dólares), en un país en el que el salario mínimo es inferior a 2.200 bolivianos.

Con este palmares, los países sudamericanos eran sorteados por la CONMEBOL. Tras ver que la situación en Colombia y Argentina eran muy complejas, buscaron alternativas en Chile, Venezuela e incluso Ecuador, pero las complicaciones con 2 de los 3 países nombrados era su infraestructura, sin contar las adversidades por la pandemia.

CONMEBOL, al percatarse de que el panorama del continente era adverso en varios sentidos, decidió actuar con la mano en el corazón, y apoyar al país más damnificado en el momento, Argentina.

El gobierno argentino, inicialmente dio un visto bueno al bono económico y a las 50 mil vacunas para el país anfitrión por parte de CONMEBOL, pero tras llegar a una correcta resolución, decidieron dar un paso atrás por los problemas sanitarios del país albiceleste.

Ante está negativa por el país más futbolero del continente y el mundo, optaron por migrar el torneo la tierra de la zamba, Brasil. Esta información se dio en medio de los partidos de eliminatorias Qatar 2022, pero los cariocas ya decidieron que sus problemas con el Covid 19 podrían ser superados con un poco de fútbol.

La Copa América ya tenía sede, pero iba a tener otro inconveniente, la conciencia de ciertos jugadores y entrenadores, quienes se oponían al inicio de este certamen, pero el aumento de 2.5 millones  de dólares a los ganadores y participantes, generando un montón de $10 millones al campeón y $4 millones a los participantes, son suficientes para convencer a cualquiera.

Al final «Sí tenemos Copa América 2021», y en el país del Joga Bonito, que manera tan “elocuente” de pasar el trago amargo de la pandemia.

Gracias CONMEBOL, salvador del fútbol sudamericano y los bolsillos de unos cuantos.

Reportaje por: Iván Mencías – Estudiante del Diplomado de Periodismo Deportivo y jefes de Prensa

Articulos Relacionados

Comentarios

Compartelo

Ultimas Publicaciones